Psicogeografía, aprovechando el entorno

Nuestro entorno constituye el contexto externo en el que tienen lugar nuestro comportamiento y nuestras interacciones con los demás. Al hablar de entorno nos referimos a todo aquello (el espacio) que percibimos como ubicado fuera de nosotros. Un entorno determinado está compuesto por varios y distintos factores como la iluminación, el tamaño, la temperatura, el sonido, el posicionamiento espacial de las cosas… Por todo ello es muy difícil encontrar dos entornos iguales.

Bien ¿cómo podemos utilizar entonces al entorno para lograr nuestro objetivo? O ¿cómo podemos saber en que medida este nos esta afectando o condicionando? Gracias a la psicogeografía que nos muestra y enseña la relación geográfica entre un individuo o entre los miembros de un grupo de individuos. Esta relación entabla una influencia no verbal y muy potente.

Las relaciones espaciales y la orientación entre las personas ejercen una influencia física, psíquica y energética sobre sus interacciones, estas pueden ser positivas o negativas. Uno de los objetivo de la psicogeografía es crear una atmósfera de relaciones entre sus ocupantes, marcando las diferencias o similitudes entre sus integrantes. La psicogeografía se ha convertido en una herramienta muy utilizada en coaching, liderazgo, dinámicas de grupo, formación, política…

By | 2017-03-02T12:09:39+00:00 septiembre 26, 2013|Artículos, Blog|0 Comments

About the Author:

Importante: Por cuestiones legales y éticas no puedo en ningún caso dar respuesta vía e-mail a personas que no sean pacientes sobre: recetas, posologías, hacer valoraciones y mucho menos dar diagnostico alguno. Para cualquier otra duda o comentario, estaré encantada de poder ayudarte.

Leave A Comment

X